Número 203 - Zaragoza - Noviembre 2017
NOTICIAS 



 Guía Bayreuth
 Nuevo
 Biografía
 Bayreuth
 Encuestas
 Libros
 Postoperatorios
 Trauermusik
 Premios
 Discografía
 Óperas y Dramas
 Efemérides
 In fernem Land...
 Intérpretes
 Leitmotivaciones
 Discos
 Entrevistas
 Wagnermaps
 WagnerStrasse
 La Risa de Kundry
 Incuestionables
 Menciones
 Acerca de...

 

Fallecen el barítono Oleg Bryjak y la contralto María Radner

El pasado 24 de marzo un avión Airbus 320 que realizaba el trayecto entre Barcelona y Düsseldorf se estrelló en los Alpes franceses, causando la muerte de sus 144 pasajeros y 6 tripulantes.

Entre el pasaje se encontraban el barítono kazajo Oleg Bryjak y la alemana Maria Radner, que viajaba en compañía de su marido y de su bebé. Ambos intérpretes regresaban a Düsseldorf tras haber participado días antes en la producción de Siegfried que tuvo lugar en el Gran Teatro del Liceu de Barcelona entre el 11 y el 23 de marzo.

Los trabajadores del Liceu guardaron dos minutos de silencio con las banderas a media asta en señal de duelo por la muerte de los cantantes con los que habían estado trabajando durante casi dos meses en la preparación de las funciones de Siegfied.

Nacido en Kazajistán y de pasaporte checo, el barítono Oleg Bryjak había interpretado Alberich en Barcelona, papel en el que debutó en 1998 en la Ópera de Viena, y con el que había recorrido los principales teatros del mundo, como la Ópera de Chicago o el Royal Albert Hall de Londres. Su consagración en el papel llegaría en 2014, cuando fue llamado a interpretar al nibelungo en la producción de Frank Castorf en Bayreuth, en sustitución de Martin Winkler, quien lo había interpretado el año anterior. Además de Alberich, su repertorio incluía otros papeles wagnerianos como Klingsor, Telramund, Holandés, Hans Sachs y Kothner.

Por su parte, la contralto alemana María Radner, natural de Düsseldorf, interpretaba a Erda en el segundo reparto del Liceu, dando descanso a la veterana Ewa Podles. A pesar de su corta carrera ya había interpretado el mismo papel en Essen, Leipzig, Londres, Ginebra y Bucarest y trabajado bajo las órdenes de directores como Thielemann, Bolton, Pappano o Janowski.

El inicio de la carrera profesional de Radner está muy vinculada al Palau de les Arts de Valencia. Allí, aun estudiante, debutó en 2008 a las órdenes de Zubin Mehta en un oratorio de Martin y Soler, inaugurando la sala homónima del Palau. También ofreció ese mismo año en Valencia un recital en el que interpretó los Wesendock Lieder y participó como la “Voz desde lo Alto” en un Parsifal dirigido por Lorin Maazel.

Radner, becada hacía años por la Asociación Wagneriana de Bayreuth, tenía previsto su debut en el Festspielhaus para este mismo año, en los papeles de Flosshilde (Rheingold) y Primera Norna (Götterdämmerung).

abril 2015