Número 204 - Zaragoza - Diciembre 2017
NOTICIAS 



 Guía Bayreuth
 Nuevo
 Biografía
 Bayreuth
 Encuestas
 Libros
 Postoperatorios
 Trauermusik
 Premios
 Discografía
 Óperas y Dramas
 Efemérides
 In fernem Land...
 Intérpretes
 Leitmotivaciones
 Discos
 Entrevistas
 Wagnermaps
 WagnerStrasse
 La Risa de Kundry
 Incuestionables
 Menciones
 Acerca de...

 

Ha muerto el tenor Jean Cox

El tenor norteamericano Jean Cox falleció a la edad de 90 años el pasado 24 de junio en una residencia de ancianos de Bayreuth, ciudad en la que se había retirado tras triunfar durante varias ediciones en su célebre Festival. Precisamente, en Bayreuth compartió escenario con su segunda esposa, la contralto Anna Reynolds.

La formación musical de Cox comienza en su país natal, hasta que fue llamado a filas por su ejército para participar como piloto en la II Guerra Mundial. Con 29 años, debuta en Boston en la ópera Eugen Onegin de Tchaikovski. Posteriormente, ya en Europa, recibió clases de Max Lorenz en Múnich.

Los primeros éxitos de Cox en escenarios como el Teatro Nacional de Mannheim, donde cantó durante cuatro décadas, le llegaron gracias a papeles para tenor lírico, como Cavaradossi en Tosca, Alfredo en La Traviata o Radamés en Aída.

Ya en la década de los sesenta se abre camino en la faceta de heldentenor, encontrando en Bayreuth su mejor vía de exhibición, donde había debutado en un papel menor en 1956. Once años después, en 1967, regresa para enlazar edición tras edición hasta 1984, con papeles protagonistas como Lohengrin, Walther von Stolzing, Erik, Parsifal y, sobre todo, Siegfried, que cantó a principio de los años setenta en la producción de Wolgang Wagner.

Al margen sus participaciones como tenor titular, Jean Cox se “especializó” en sustituciones de última hora. Así sucedió por ejemplo en sus tres últimas participaciones en Bayreuth, dando descanso a René Kollo y Manfred Jung (como Siegfried) o a Siegfried Jerusalem (como Walther von Stolzing).

En su momento de mayor esplendor, Cox, que llegó a cantar 75 personajes distintos en toda su carrera, llegó a subirse al escenario en 180 ocasiones en una sola temporada. Además, es el cantante masculino que, con 28 años, más distanció su última aparición en Bayreuth (1984) de su debut (1956).

julio 2012