Número 203 - Zaragoza - Noviembre 2017
NOTICIAS 



 Guía Bayreuth
 Nuevo
 Biografía
 Bayreuth
 Encuestas
 Libros
 Postoperatorios
 Trauermusik
 Premios
 Discografía
 Óperas y Dramas
 Efemérides
 In fernem Land...
 Intérpretes
 Leitmotivaciones
 Discos
 Entrevistas
 Wagnermaps
 WagnerStrasse
 La Risa de Kundry
 Incuestionables
 Menciones
 Acerca de...

 

Wagner, el compositor más interpretado en los Proms

Richard Wagner no tenía mucho aprecio hacia el pueblo inglés, a los que sólo veía como negociantes sin capacidad artística. En 1855 fue invitado por la Old Philharmonic Society para dirigir ocho conciertos en Londres durante cuatro meses, transcurridos los cuales el compositor calificó su estancia en la capital británica como una auténtica pérdida de tiempo.

No sabemos qué opinión tendría ahora Wagner de los ingleses, pero lo cierto es que los súbditos británicos han terminado apreciando la música del compositor alemán. Esa podría ser una de las conclusiones a extraer tras la reciente publicación de un archivo con todos los conciertos realizados en los Proms de la BBC en Londres durante toda su historia, desde 1895 hasta la actualidad.

En su más de un siglo de existencia, la música de Wagner ha sonado en nada menos que 5.975 ocasiones, más del doble de veces que el segundo compositor más escuchado, Beethoven, con 2.828 interpretaciones. Tras ellos, Mozart, Tchaikovsky, Bach, Brahms, Haendel, Sullivan, Elgar y Mendelssohn.

Pero sorprende más aún el listado de obras más interpretadas en los Proms durante sus 115 años de historia: las ocho obras más escuchadas han sido compuestas por Richard Wagner, y entre las trece primeras, diez son del compositor sajón.

Tannhäuser (de forma completa y en muchas más ocasiones fragmentada) ha sido interpretada en 738 ocasiones, por lo que en cada edición de los Proms se ha escuchado una media de seis veces. Todo ello, sin duda, gracias a la enorme popularidad de su obertura y a su acertadísimo Coro de Peregrinos del tercer acto de la obra.

Destaca, por ejemplo, que una obra de juventud como Rienzi, que ni siquiera es interpretada en el Festival wagneriano de Bayreuth, figura en los Proms en el puesto número 12 de las obras más interpretadas, sobre todo su obertura.

La primera obra no escénica del músico más escuchada es el Idilio de Sigfrido, interpretado en 132 ocasiones y en el puesto número 30 de esta clasificación.

Esta desmedida pasión por Wagner ya proviene desde el inicio de los festivales. El 10 de agosto de 1895 tuvo lugar el primer concierto en el Queen's Hall Orchestra, en la que el fundador de los Proms, Henry Wood, dirigió a la New Queen's Hall Orchestra. Tras interpretar el Himno Nacional británico, la primera obra que pudo escucharse fue una obra de Wagner: la obertura de Rienzi.

Y es que Henry Wood quería desmontar el tópico de finales del siglo XIX que afirmaba que ningún director británico era capaz de dirigir la música de Wagner. Por ello, durante las primeras ediciones del Festival, todas las noches de los lunes estuvieron dedicadas en exclusiva a composiciones del autor de Tristan e Isolda.

La presencia de la música de Wagner en los Proms fue predominante hasta finales de los años cincuenta del siglo XX. A partir de ese momento su presencia fue decayendo notablemente década a década. Así, en el último medio siglo, desde 1960, sólo ha sonado en algo menos de doscientas ocasiones, colocándose en un discreto puesto número 27 en la lista de compositores más frecuentados.

Actualmente los Proms tienen lugar en el Royal Albert Hall, después de que el Queen's Hall fuera destruido durante un bombardeo en la Segunda Guerra Mundial.

agosto 2010